Blog

Últimas publicaciones

Laura Pastoriza | 14/02/2018. La Nueva Crónica

El Carnaval de León ha vuelto a vivir su jornada con más sabor con los antruejos llegados de varios puntos de la provincia, acercando así una tradición que no se ha perdido y que durante los últimos años se puede vivir en la capital leonesa, de ahí que cientos de personas han animado a seguir el desfile pese al mal tiempo de este martes, en el que no ha parado de llover.

La lluvia ha marcado este desfile, por lo que todos los personajes que han salido han tenido que cubrirse con plásticos o paraguas para no mojarse y, sobre todo, que sus ropajes no se estropeen.

Miguel Angel Zamora | 14/02/2018. Diario de León

Lo mejor de los antruejos de la provincia sale a la calle en la capital a pesar de las condiciones de la meteorología; los caretos de Villalfeide, Pozos de Cabrera y Santa Olaja de Eslonza debutan con buena imagen.

Se presentó la lluvia pero no fue suficiente argumento para poder con las gentes de la provincia y el Carnaval, que hoy toca a fin, tuvo feliz principio cuando se dio la orden de salida, que por momentos hubo temor de que la cita la arruinaran las nubes. Las mismas que por la mañana habían dejado nieve. Las que por la tarde regaron la orilla del Bernesga.

Este sábado 10 de febrero, en Riaño, habrá candanga por la mañana, al mediodía, jornada gastronómica del Cocido de Arvejos de la Montaña de Riaño y al oscurecer, la Mojiganga, desfile de zamarrones, junto con el oso, el caballo, el toro y el torero, la preñada, la dama de antruido, el ciego y la vieja.

En la Comarca de Riaño (León) se celebra una mascarada antigua, que se denomina el Antruido. La tradición era común a todos los pueblos de la Montaña de Riaño, estando documentada en Burón, Pedrosa del Rey, Boca de Huérgano, Siero de la Reina, Valle de Valdeón etc….

La localidad leonesa de Cimanes del Tejar celebrará su antruejo tradicional este sábado 10 de febrero, a las 18:00 horas, en el que los guirrios toman la calle para diversión y mofa de todos los presentes

Una fiesta callejera que recorrerá las principales calles del pueblo que durante toda la tarde bailará al ritmo de la pandereta, el tamboril y la dulzaina. Seguro que pequeños y grandes se sumarán al antruejo donde el guirrio es el personaje principal en una fiesta donde la tradición manda a los mozos vestirse con camisa y calzoncillo blancos de lino, calzaban abarcas de pellejo y calcetines de lana, una faja o un pañuelo merino enrollado a la cintura y, sobre este, un gran cinturón de pellejo con ocho o diez cencerros o esquilas de bronce.